Buscar

Desde niña fui rara.

Mi familia era diferente a las familias de mis compañer@s de la escuela y por esto mi vida también lo era. En lo que yo pensaba y lo que estaba sintiendo cuando era niña, fue distinto a lo que piensa o siente una niña pequeña, con una vida mas normal.


Tuve que ser consciente de mi misma desde muy chica. Me di cuenta de que no era igual y sentía que no pertenecía. Me sensibilicé al sufrimiento por conocerlo y siempre ha sido muy fácil para mi verlo en los demás.


Todo esto me hacía enojar. Me enojaba darme cuenta de que l@s otr@s niñ@s no fueran conscientes. De que fueran mal@s o hicieran sufrir a otr@s. De que no me aceptaran o que yo no fuera capaz de sentir que pertenecía. Recuerdo que una vez me pelee a golpes con una amiga del colegio. Teníamos 8 años mas o menos.

Estaba enojada, siempre quise ser una niña normal, ser parte. Poder olvidarme de mis pensamientos y pensar en muñecas y barbies como lo hacían las demás. Pero nunca pude.

Al día de hoy, no he logrado ser normal. Pero ahora me siento bien de ser rara. Estoy orgullosa de mi. Me acepto incondicionalmente casi todo el tiempo y me gusta ser auténtica. He conocido gente rara, sensible, loca, creativa como yo que me acepta y me ama así como soy.

A veces todavía llega Sandra chiquita y se siente insegura, se siente triste pero ya no está enojada. Yo la acepto, la acompaño y la abrazo. Y juntas nos ayudamos a sentirnos mejor.


El sufrimiento que tuve desde chica me trajo regalos que ahora me hacen sentir feliz, como:
 - Tengo una conexión profunda con la Madre Tierra porque muchas veces me ha refugiado y me hace sentir en paz. - Soy consciente y sensible, lo cual me ayuda a conectar con otros y ayudarlos a sentirse mejor y ese es mi trabajo actual el cual disfruto muchísimo. - Tengo amigos raros increíbles que amo y admiro. - Por mucho tiempo huía de mi realidad y eso me hizo acostumbrarme a viajar por el mundo, he conocido lugares hermosos, culturas diferentes, perspectivas distintas, personas raras que se han vuelto mis amigos.

Y muchas cosas mas! Hay que darle gracias a nuestro sufrimiento por mostrarnos el camino hacia nuestra libertad.


Cuéntame qué regalos te ha traído tu sufrimiento...



#serraroeschido #erestupropiamedicina #autosanacion #yoga #meditación #conciencia

1 visualización